Lo que las mamás debemos enseñarle a nuestras hijas

Este 11 de octubre celebramos el Día Internacional de la Niña y aprovechando la ocasión queremos compartirte una reflexión sobre lo que Si deben escuchar nuestras hijas.

  • No le hables a las niñas de su cuerpo. Si tienes un hija, no le digas que está gorda o que está flaca, si tiene un cuerpo espectacular o amorfo; usa mejor frases como: “¡Qué sana te ves!” o “¡Qué fuerte estás!”.
  • No le hables sobre el cuerpo de otras mujeres, ni del tuyo, nada, ni bueno ni malo.
  • Enséñale a ser amable con los demás y también consigo misma.
  • No comentes lo que odias de tu cuerpo. Procura ser siempre saludable, pero no le menciones los carbohidratos ni las proteínas. Uno se termina avergonzando de una misma si se avergüenza de lo que come.
  • Anímala a correr porque se libera energía, a hacer deportes para enfrentar miedos; el ejercicio siempre la ayudará a empoderarse y a sentirse fuerte y que todo lo puede.
  • No la obligues a practicar un deporte que no quiera, ¿para qué?, si la finalidad de los deportes es pasarlo bien.
  • Demuéstrale que las mujeres no necesitamos de un hombre para cambiar los muebles, o para poner un cuadro.
  • Enséñale que los muslos grandes son poderosos para correr maratones, que las caderas amplias dan ritmo al bailar salsa, que un tórax no es más que el armazón de unos pulmones capaces de gritar, cantar y animar al mundo entero.
  • Recuérdale que el cuerpo no es más que el transporte del alma, que hay que cuidarlo por ello, pero que no es más que un medio. Ama tu cuerpo, con todos sus detalles, sus grietas y sus surcos; si lo haces, tu hija amará el suyo.